¿Qué define a una persona? ¿Hay acaso un mínimo de caracteres que puedan representar la complejidad de cada ser humano? Yo no lo creo. Pienso que puedes saber que me llamo Andrea Brandariz Rioja, que nací el 20 de noviembre de 1997 y que estudió el doble grado en Periodismo y Comunicación Audiovisual. Quizás con eso te baste. Yo espero que no.

Espero que cuando la inquietud llame a tu puerta, desees conocer lo más banal y profundo de cada uno: el porqué de su color preferido, las rarezas de sus sueños, las manías con las que convive, sus respuestas a preguntas existenciales y a situaciones inexistentes, sus pensamientos más terroríficos o su fetiche más vergonzoso. Espero que no te conformes nunca con la idea de que ya lo sabes todo sobre alguien porque ni si quiera uno mismo conoce las fronteras de su propio universo. 

Tal vez sea esa la razón por la que escribo, por la que busco hacer de lo intangible una versión más material. No creo que algún día toque pared y aunque mis conocimientos sobre mi mente jamás alcancen el nivel de mi ignorancia sobre ella, mi recorrido me habrá mostrado paisajes hermosos desde los más desiertos parajes a los asombrosos oasis naturales, desde zonas sin asfaltar a las más emblemáticas ciudades. Tú eres mi visitante, construirás o pasarás de largo, pero quieras o no, algo de mí quedará siempre en la suela de tus zapatos.